Rubia obesa disfruta a cuatro patas mientras su novio la perfora

414
Share
Copy the link

La verdad es que esta pareja es muy particular e incluso extraña. Ella es una rubia obesa muy caliente y él, un chico de sexualidad ambigua, hasta el punto de disfrutar muchas veces travistiéndose. Pero lo que si que tienen en común, son unas ganas de follar terribles y no hay día en el que no le den al tema. La gordita tenía ganas de sentir su polla y tras chupársela, se puso a cuatro patas y dejó que la embistiese a fondo, hasta el punto de usar una cámara para grabarlo todo.