Pedí a mi novio que desvirgase mi culo y acabé dolorida

541
Share
Copy the link

Aunque me daba algo de miedo estrenar mi culo, no pude evitar pedirle a mi novio que me desvirgase por detrás. Esperé a cuatro patas y casi sin preámbulos, me metió la polla y acabé gritando de dolor. Le pedí que lubricase un poco mi ojete y luego volvió a darme duro, en una experiencia que fue muy dolorosa. Aguanté como una campeona y por suerte, poco a poco le fui cogiendo el gusto y disfruté con mi primer anal.